EDUARDO TORMO NO RENUNCIA!!

 

Cualquier decisión que implique a otras personas es siempre difícil, por eso no es algo a tomar a la ligera, y requiere de meditación y de serenidad. He sopesado y valorado. La gente que me conoce sabe que cuando me involucro en algo lo hago con todas las consecuencias asumiendo la responsabilidad y poniendo lo mejor de mí.

Siempre he pensado que la política ha de ser el espacio donde servir a la sociedad, y desde donde poder cambiar el mundo a mejor. Quizá por eso, en este momento, precisamente en este momento, en el que tan vilipendiada está, es cuando he dado el paso de involucrarme directamente en ella.

Sé que con mi decisión de permanecer en mi puesto de concejal, voy a perder una parte importante de mi sueldo, y sé también que eso va a suponer un esfuerzo importe para mí y para mi familia, pero también sé que era algo con lo que contar cuando tome mi decisión de formar parte de la candidatura del Partido Popular en Alcoy. Renunciar sería lo fácil, lo previsible y seguramente para muchos lo sensato… pero no puedo traicionar la confianza de ni una sola de las personas que depositaron su voto y su confianza en nosotros… Por supuesto, tampoco podría perdonarme el traicionarme a mi mismo. Por eso voy a permanecer como concejal mientras mi situación me lo permita. Yo no estoy aquí para lucrarme, y quiero que quede claro que en ningún momento voy a cuestionar la jerarquía dentro de mi grupo municipal; por eso solo sería el portavoz de mi grupo si Rafa Miró decidiera marcharse, teniendo en cuenta que soy el número 2.

Somos un equipo, la misma tripulación remando en la misma dirección, creo firmemente que abandonar el barco cuando las cosas son difíciles es propio de otra forma de entender la política, la que tanto daño ha hecho… pero que yo no comparto.

Mi esfuerzo pues, está en quedarme, en luchar junto a mis compañeros, y desde luego en seguir poniendo mi dedicación y mi esfuerzo al servicio de la ciudad a la que tanto amo y que me ha visto crecer: ALCOY

Alcoy, 24 de junio de 2015

Edu Tormo

Deja un comentario

*